45 Frases con imágenes de amor para conquistar, enamorar a un hombre

Nos encanta quedarnos con el resultado. Sí, ahí lo vemos acabado, en su perfecta completud y agrada mucho. Pero eso no es la realidad, ya que el corolario oculta un proceso, funciona como un hermoso fetiche que no deja nada atrás. En el amor suele pasar eso: vemos parejas felices en la televisión, en las series, en los largometrajes y anhelamos algo así, sin embargo, hay un escamoteo de lo que costó llegar a esas cimas y, sobre todo, el continuo mantenimiento, el mantener verde la planta del cariño. En esta ocasión, muy ligado a lo dicho, te presentamos 45 frases con imágenes de amor para conquistar, enamorar a un hombre.

Imágenes con frases de amor y de conquista

Conquistar tierras nuevas, lugares que no han atravesado nuestro cuerpo, sitios para dejar una marca. La idea de conquista en el amor es bastante correcta.

 

Sin embargo, la conquista nunca debe terminar, ya que eso deriva en un dar por descontado, en la holgazanería y cuestiones distintas. La seguridad de la posesión en lo presente (hay amores posesivos), no garantiza el futuro.

El amor es ese hermoso juego donde no hay que ser ni excesivamente laxos para no denotar desidia; pero tampoco tan rigurosos que ahoguemos a nuestra pareja en un mar de inseguridades. La confianza, entonces, es vital.

 

Aunque parezca contradictorio, la mejor manera de tener una persona es no cortándole las alas, no queriéndolo cambiar y menos aún desertar de sus sueños.

Si cortas las alas de quien quieres es muy probable que esa persona siga si camino ¿Acaso podría ser de otro modo? Lo mejor que puede ocurrir, entonces, es que siga su derrotero. La vida es una y hay que cumplir los sueños que tengamos.

 

Conquistar es tener respetando al otro en sus deseos, libertades e individualidades. No son dos personas en una, sino dos bien distintos que tienen que tener, por momentos, cierta inclinación a la distancia.

Pensar que la distancia no es necesaria habla de mucha inseguridad de esa persona. Hay que propender a amores sanos, debido a que los ponzoñosos siempre, pero siempre, terminan mal. Más si pensamos estas clases de relaciones como absolutos.

También es sano en el amor no querer prerrogativas uno que al otro se las prohibimos. Es importante siempre ser parejos, igualitarios, y tener mucha confianza. Libertad no debe ser necesariamente libertinaje.

La conquista nunca se debe detener; el amor es para seres industriosos. De lo contrario, todo vínculo se pierde, perime, desaparece en una bruma de recuerdos variopintos. Y suponemos que es lo menos que queremos cuando estamos enamorados. El problema es que el hombre suele ser un ser muy contradictorio.

Amar tendría que ser algo sano, aunque a veces los corolarios no sean buenos. Propendamos siempre a lo mejor.

Que el otro sea una parte sustantiva de nuestra vida, tal vez la mejor, no quita que nuestra vida no pueda seguir sin esa persona. Semejante pensamiento es, aunque parezca raro, el mejor consejo que se le puede dar a un amor sano.

 

Con esa persona indicada cualquier momento, por más exiguo o mezquino que sea, es enorme y hermoso.

 

Uno tiene que conquistar con sus armas, sea hombre o mujer, pero nunca aparentar lo que no se es. En casos así la pantomima es insostenible y genera grandes frustraciones de ambas partes.

Los amores sanos son por lo general los que más duran en el tiempo o que lo hacen por logicidad ¿Qué mejor que estar con quien amas y sin embargo tener tu espacio y preferencias de siempre?

La libertad en el amor, pese a las conquistas, nunca debe ser una invitación a la deslealtad y perfidia.

 

Sabes que amas mucho cuando el otro te hace realmente falta.

Eres mucho y vales muchísimo más.

Loading Facebook Comments ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *